Propuestas y Acciones de FADEFA

1.- Del Plan Nacional de Vacunación

2.- De la vacuna antiaftosa

3.- Del control y vigilancia epidemiológica

4.- De la difusión y comunicación

5.- De la capacitación técnica


1.- Del Plan Nacional de Vacunación

F.A.D.E.F.A. ha sostenido la necesidad de llevar adelante en forma organizada un adecuado Plan de Vacunación que asegure la correcta protección inmunitaria del rodeo nacional.
El mismo deberá implementarse a través de los entes de vacunación zonales, los cuales son los responsables de la adecuada planificación, organización e implementación del Plan de Vacunación a nivel local.
Dicho plan deberá contar con el aval correspondiente por parte de los productores ganaderos de la región, ser aprobado por parte de la COPROSA provincial y por último con el visto bueno de la sub-comisión técnica, ser finalmente aprobado por la Comisión Nacional de Lucha contra la Fiebre Aftosa (CONALFA).
La adecuada articulación de los diferentes niveles de decisión (Local, Provincial y Nacional), es necesaria para alcanzar el éxito en la lucha contra la Fiebre Aftosa a nivel de todo el país. El Plan Nacional deberá movilizar a todos los sectores involucrados (públicos y privados), en pos de aunar esfuerzos para la definitiva erradicación de la enfermedad.

2.- De la vacuna antiaftosa

F.A.D.E.F.A. ha sostenido que como herramienta fundamental del control y posterior erradicación de la Fiebre Aftosa, la vacuna debe contar con los más altos estándares de calidad que la tecnología actual pueda ofrecer.
La misma debe ser sometida a los más estrictos controles de pureza, inocuidad y potencia, asegurando de este modo la más alta eficacia en la protección de los animales vacunados.
Será responsabilidad del organismo oficial de control (SENASA), garantizar la calidad inmunogénica de la vacuna, a través de las pruebas directas de descarga en bovinos y el estudio de las correlaciones entre estas pruebas de referencia y las pruebas serológicas indirectas, a fin de permitir un control permanente de todas las series de vacuna previo a su ingreso al mercado.
También deberá observarse un estricto control de procesos a nivel de las plantas elaboradoras, así como de las condiciones de bioseguridad de sus instalaciones.
En cuanto a la comercialización de la vacuna, F.A.D.E.F.A. ha promovido siempre que la misma sea libre, entendiendo que este sistema favorece la transparencia del mercado y redunda en un menor costo para el productor.
Conciente sin embargo de la trascendental importancia de contar con un inmunógeno de calidad adecuada, entiende que el traslado de la vacuna y el estricto control de la cadena de frío deben ser fiscalizados por los entes zonales respectivos.

3.- Del control y vigilancia epidemiológica

En la medida en que la protección inmunológica del rodeo nacional se va consolidando, la presencia clínica de la enfermedad desaparece, y se requieren indicadores objetivos acerca de la evolución de la prevalencia del virus en la población animal.
Es así que cobran importancia los análisis serológicos periódicos realizados en oportunidad de cada campaña vacunal, y diseñados en base a estrictos parámetros estadísticos y epidemiológicos.
Los resultados servirán para conformar un cuadro representativo de la situación sanitaria, y permitirán así elaborar las mejores estrategias de control y erradicación de la Fiebre Aftosa.

4.- De la difusión y comunicación

F.A.D.E.F.A. aspira a concretar un completo y dinámico sistema de extensión y difusión sobre el tema Fiebre Aftosa, a partir de medios gráficos y audiovisuales, con el fin de que la lucha contra esta enfermedad se convierta en un objetivo que exceda el marco del sector primariamente involucrado, es decir ganaderos, comercializadores de hacienda e industriales de la carne y profesionales veterinarios, y se extienda a todos los niveles de la comunidad que también debe informarse sobre los perjuicios económicos que la enfermedad causa al país y de las medidas que habrá que tomar si se quiere alcanzar la erradicación definitiva.
La concientización acerca de estos temas, debe proveerse en forma permanente a todos los niveles, esclareciendo a todo el sector pecuario en particular, y a la población en general acerca del tenor de las medidas para mantener al país a resguardo de la enfermedad, de las distintas responsabilidades que le caben a cada sector, y de las posibilidades que se le presentan al país a partir del control y posterior erradicación de la Fiebre Aftosa

5.- De la capacitación técnica

La comunidad científica debe actualizarse permanentemente sobre los avances en materia de conocimiento de la enfermedad, nuevas técnicas de control, avances en la fabricación de vacunas, etc.
F.A.D.E.F.A busca promover todo tipo de encuentros de orden científico (Congresos, Simposios y Jornadas) que sirvan para la actualización técnica de los profesionales que intervengan en la lucha.
A través de la vinculación de su cuerpo técnico con centros de referencia regionales e internacionales, F.A.D.E.F.A. procura mantenerse al corriente de los progresivos avances tecnológicos en materia de Fiebre Aftosa, y utilizar esta información para el asesoramiento de profesionales y productores ganaderos.